Aceites naturales para tu piel

                                          aceites                                         Las propiedades de aceites esenciales, hierbas y vegetales nos permiten armar un arsenal de opciones para el cuidado de la piel.

Los aceites esenciales penetran bajo la dermis permitiendo la regeneración y el rejuvenecimiento de las células de la piel.  Pueden mezclarse con cremas limpiadoras, tónicos, aceites o lociones. Se usan 10 o 15 gotas por cada 28 gr. de líquido.

Aceites esenciales

  • Piel normal: geranio y lavanda.
  • Piel seca: manzanilla, rosa, sándalo.
  • Piel grasa: bergamota, cedro, ciprés, geranio, limón.
  • Piel sensible: manzanilla, jazmín y rosa.
  • Piel madura: jazmín, pachuli y rosa.

Aceite de almendras: ideal para masajes y en pieles sensibles, de niños y adultos. Se puede mezclar con aceites esenciales.

Aceite de jojoba: bueno para embarazadas porque aumenta la elasticidad de la piel y previene flacidez y estrías. Ideal en cutis secos.

Agua de rosas: refrescante y tónico ideal para la cara y la zona de los ojos.

Agua de romero: tónico natural para pieles con arrugas, aporta firmeza a la piel.

Agua de tomillo: poderoso desinfectante para pieles grasas o con acné.

Caléndula: su destilado es un excelente regenerador de la piel. Ideal para pieles sensibles y para niños.

Aloe vera: especialmente indicado para suavizar la inflamación de la piel, curar quemaduras o restituir la piel expuesta al sol, cicatriza y destruye los microbios que hay en la superficie de la piel.

Germen de trigo: muy rico en vitamina E, aporta tonicidad a la piel y mantiene el cabello sano. Se ingiere una cucharadita al día durante un mes, dos o tres veces al año.

Rosa mosqueta: la aplicación directa del aceite sobre el rostro atenúa las arrugas, las marcas de acné y regenera cicatrices. Sobre el cuerpo es nutritivo y ayuda a regenerar las estrías.

Originally posted 2008-04-05 12:08:35.

LEAVE A COMMENT