El síndrome del príncipe azul

Todavía 6 de cada 10 mujeres piensan que en algún minuto de su vida se encontrarán con su príncipe azul. Creer que llegará un príncipe azul así de la nada es una ilusión que no pocas quieren desechar, y en vez que trabajar por cultivar sus relaciones sentimentales, esperan sentadas a que llegue del cielo el hombre perfecto.

1

Según un psiquiatra que visité mucho tiempo atrás, no importaba lo que hubiera pasado antes si uno estaba dispuesto a empezar de nuevo, y esto era válido para una persona soltera o que ya tuviera pareja. Según él, al hombre había que educarlo, y esto sólo se conseguía con la conversación, creando el ambiente para el romance y vistiéndose mejor.

Si una quiere atraer a alguien especial, tiene que hacer un esfuerzo por verse y sentirse más atractiva. Otra cosa que hay que fijarse bien, es si el sólo quiere llevarte a la cama y nada más, en tal caso, quizás la relación no tenga futuro ya que en realidad no le interesas como persona, ni mucho menos te quiere.

Los gestos de cariño no cuestan nada, y tienes que fijarte cuánto te da y cuánto le das. La balanza de las relaciones es difícil de medir pero es necesario pensarlo al menos una vez en la vida con detención. No hay que justificar al hombre terco, ni pensar que es tímido, todos pueden demostrarte algo, por ejemplo, llevándote un regalo de vez en cuando, diciéndote palabras bonitas y actuando en consecuencia con lo que te dice.

Foto: flickr

Originally posted 2009-07-13 17:19:00.

LEAVE A COMMENT