MUJER CON ÉXITO. ¿HOMBRE FRUSTRADO?

ejecutiva.jpgÉsta claro que no se puede generalizar con éste tema, pues no todos los hombres son iguales, pero es más común de lo que nos gustaría al sexo femenino, tener que lidiar a veces con un absurdo remordimiento del hombre por ganar menos que la mujer o tener menos éxito laboral.
A veces pienso que ésta es una idea que desencadena, como casi todos los asuntos de  desigualdad genérica, de una educación pasada, dónde el hombre era el que ganaba el dinero para su mujer y los hijos que ella criaba.
Y algunos hombres han sido educados en hogares con esas ideas aferradas a su vida cotidiana y han sido incapaces de evolucionar y reflexionar como ser individual y caer en la cuenta de que esa idea es un absurdo.
Es un sentimiento inconsciente en algunos y muy consciente en otros, pero esta claro que es una forma de pensar que nos hace daño tanto a nosotras como les hace daño a ellos, pues no estamos en situación de perder lo que nos ha costado alcanzar con tanto esfuerzo.

Hay hombres que simplemente huyen de las mujeres con éxito, conocen a una chica, le preguntan en que trabajan, y si la respuesta es un puesto laboral más importante que el de ellos, simplemente ya no les interesan. Sienten que tienen que ser el sustento, la parte primordial de la economía del hogar, es un afán de ser imprescindibles.

Pueden llegar a concebir que sus parejas trabajen, que ganen dinero, incluso a veces se alegran de ello, pero que su trabajo de más beneficios económicos, que la hipoteca se pague con dinero que provenga  mayoritariamente de ella, que la generalidad de los gastos no se cubran con su sueldo, es algo que no llegan a superar.
La situación aún puede empeorar más, si ellas tienen éxito y ellos no han conseguido nada de lo que aspiraban laboralmente, y no por el hecho en sí de no haberlo conseguido, sino por haberlo conseguido ella y él no.
Y la cosa se pone muy fea, si resulta que ambos comparten profesión, en ese caso, sería  motivo suficiente, para que la pareja se rompiera, ésta situación ejercería un sufrimiento continuo en el hombre que no llegaría a soportar.
Yo sólo os pido a las mujeres que estéis leyendo esto, que jamás se sintáis culpables por razones como éstas o similares, al fin estamos avanzando en el mundo laboral, aunque más despacio de lo que nos gustaría, y no debemos dar pasos atrás, sólo hacia delante.
Hay muchas mujeres que han sufrido mucho para que nosotras tengamos buenas oportunidades y no nos vamos a sentir culpables por haberlo conseguido, sólo tenemos que sentirnos orgullosas, y nuestras parejas también deben de sentir orgullo por nosotras, ¿o acaso nosotras no lo sentimos por ellos?

Originally posted 2008-10-15 02:50:57.

LEAVE A COMMENT