Valquiria

los-heroes-de-guerra.jpg 

 Aunque provoca extrañeza escuchar a marciales soldados alemanes que hablan en ingles y no tienen el porte inalcanzable que ostentaban los arios, Valkiria es un film interesante para quienes sienten atracción por el género bélico y de espionaje, aunque la puesta adolece del mal general de las producciones de Hollywood, abundan las palabras donde debería haber imágenes significativas y prima la acción. 

No vi la producción alemana de Jo Baier de 2004 o 2005, pero la que me toca comentar, salvo rubros técnicos como la fotografía, la edición, la ambientación (hay escenarios alemanes)  y la música, en su conjunto es algo fría; la cámara no capta los sentimientos de esos hombres que se jugaron la vida en un régimen como el de los nazis, y sin esto el cine no es completo.    

Valquiria, el film de Bryan Singer, es la crónica de un plan para asesinar a Adolf Hitler, poco antes de terminar la segunda guerra,  preparado por altos oficiales y funcionarios del gobierno alemán. Para el Estado alemán la operación Valquiria era una serie de pasos a seguir por un gobierno alternativo ante la hipótesis de muerte de Hitler.

Lo que hacen los oficiales conspiradores es cambiar algunos puntos del plan oficial Valquiria  para excluir a las SS y tomar el gobierno una vez que asesinaran al tirano en un atentado. La conspiración es un hecho histórico que involucró efectivamente a varios militares y funcionarios de primer nivel alemán que se oponían a Hitler.     

Un dato no tan curioso y que obedece a la época es que ninguna mujer está involucrada directa o indirectamente en esta conspiración. Las mujeres que se ven son esposas de los oficiales –la actriz holandesa Carice van Houten encarna a la mujer de Von Stauffenberg – o son mujeres-soldado de bajo rango que transmiten mensajes en el teletipo u ofician de secretarias.

Tom Cruise encarna al Coronel Claus von Stauffenberg, un alto militar que se encargará personalmente de colocar una bomba en un lugar donde él junto a otros militares de alto rango  se reunirá con el tirano por asuntos oficiales. Acompañan a Cruise, Terence Stamp, Tom Wilkinson,  Kenneth Branagh, Bill Nighy y Eddie Izzard, entre otros. 

El film no ahonda en los crímenes del nazismo ni en el holocausto, supone que son bien conocidos por los espectadores. Deja claro también que lo que movió a los conspiradores fue un sentimiento patriótico, más que una disputa de poder, para salvar a Alemania de uno de los peores criminales políticos y de guerra de la historia.  

Originally posted 2009-02-05 01:19:08.

LEAVE A COMMENT