Varicela

La varicela causa una erupción o sarpullido en forma de granitos rojos que producen comezón. Estos granitos muy pronto se convierten en ampollas transparentes y llenas de fluido sobre una base de color rosa, y poco a poco desarrollan una costra seca encima de color café. A menudo surgen nuevas erupciones de ampollas a medida que progresa la enfermedad.
La erupción aparece primero en el cuero cabelludo, la cara o el tronco.

Después puede esparcirse por todo el cuerpo. Los niños suelen tener entre 250 y 500 ampollas, aunque a algunos sólo les salen unas pocas. Tu hijo probablemente estará cansado y tendrá un poco de fiebre. Es posible que no tenga hambre y quizás durante un par de días antes de que salga la erupción tendrá un poco de tos y mocos. La varicela suele durar entre cinco y diez días.

La varicela la causa el virus zoster de la varicela, que pasa de persona a persona muy fácilmente. Una persona infectada con varicela puede pasar el virus a otra si la toca después de tocarse las ampollas o de toser o estornudar en su mano. También puede transmitir el virus a través de las gotitas que expulsa al aire cuando tose y estornuda o incluso cuando respira. El virus también puede transmitirse por contacto directo con el fluido que hay dentro de las ampollas antes de que las cubra la costra.

Generalmente las ampollas tardan entre 14 y 16 días en salir después de que una persona haya estado expuesta al virus, pero podrían salir en cualquier momento entre diez y 21 días después de la exposición.

Imagen: http://www.zonamedica.com.ar

LEAVE A COMMENT